miércoles, 9 de noviembre de 2016

Cristián Labbé Galilea: La amnesia del Coronel del Ejército, Agente e Instructor de la DINA


Comparte:




La  amnesia, esa constante pérdida parcial o completa de la memoria tan común entre los Violadores a los Derechos Humanos, como el ex alcalde de Providencia Cristián Labbé, genocidas que participaron de forma directa en los servicios represivos de la dictadura Pinochetista. 

Su negativa a reconocer que fueron parte del aparato del exterminio Pinochetista. Esa cobardía de los criminales de lesa humanidad los identifica: Se olvidan de las sesiones de torturas y vigilancia de los prisioneros en la que participaron, en la que fueron parte. De ahí que, por extraño que parezca, la DINA casi no tuvo operativos -al menos según ellos-, y la mayoría de sus integrantes se confiesa como guardias o funcionarios de escritorio que anotaban nombres que olvidaban con una rapidez increíble.

Cristian Labbé Galilea, coronel de Ejercito de Chile, agente DINA, nacido en Santiago el 14 de octubre de 1948, participó activamente en la detención y tortura de presos políticos durante la dictadura militar. Labbé prestó servicios como encargado de seguridad de Pinochet mientras era agente de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA). Entre 1989 y 1990 fue Ministro Secretario General de Gobierno de la dictadura. Mas tarde, durante los gobiernos civiles llego a ocupar una de las alcaldías mas poderosas de Santiago como lo es Providencia.

Inmediatamente después del Golpe de Estado de 1973, el coronel de ejercito Cristián Labbé se puso inmediatamente a disposición de los aparatos represivos de la dictadura. A principios de la segunda quincena de septiembre de 1973 Labbé fue enviado como parte de un batallón de comandos dirigido por el coronel Alejandro Medina Lois a Neltume, en la X región, donde logran detener a José Gregorio Liendo (Comandante Pepe), quien es ejecutado el 3 de octubre de ese año en Valdivia por la "Caravana de la Muerte". Durante su estadía en la zona, el coronel Labbé participó el día 10 de octubre de ese año en los asesinatos de 15 campesinos del Complejo Maderero Panguipulli en la localidad de Liquiñe. Sus cuerpos fueron lanzados al río Toltén esa misma noche.

De regreso a Santiago, Cristian Labbé fue enviado a Las Rocas de Santo Domingo y durante los primeros meses de 1974 era uno de los instructores de los nuevos agentes que estaban siendo reclutados para la DINA. Labbé participó junto a David Adolfo Miranda Monardes, Mario Alejandro Sara Seguel, Vittorio Orvieto Tiplitzky, Patricio Carranca Saavedra, Raúl Pablo Quintana Salazar, Ramón Luis Carriel Espinoza, Nelson Patricio Valdés Cornejo, Jorge Manuel Alarcón Villalobos, Fernando Cerda Vargas, Exequiel Oliva, Raúl Díaz Reyes, Claudio Erich Kosiel Hornig, y René Armando López entre otros, en los interrogatorios de prisioneros que se llevaban a cabo en el subterráneo del Casino de Oficiales en "Tejas Verdes". Posteriormente fue visto en los Centros de tortura conocidos como “La Venda sexy”, "Londres 38", y "Villa Grimaldi", mirando con orgullo a sus ex alumnos y reforzando a otros en algunas materias. Ha sido también señalado como uno de los instructores de los agentes del Cuartel Terranova de Villa Grimaldi.

Cristian Labbé, posteriormente pasó a hacerse cargo de la seguridad de Manuel Contreras, para luego ser reemplazado por Juan Morales Salgado. También cumplió funciones como parte de la seguridad personal del dictador Augusto Pinochet.


09 de Noviembre del 2016, confirman orden de detención en contra de Cristián Labbé acusado por tormento y secuestro


En  noviembre de 2011, Labbé en su calidad de alcalde de la comuna de Providencia convocó a un homenaje para quien fuera su colega instructor de agentes de la DINA, Miguel Krassnoff. La ocasión era el lanzamiento de un libro "Miguel Krassnoff, Prisionero por Servir a Chile".

El 12 de octubre de 2014 Cristian Labbé Galilea fue detenido, junto a otros diez oficiales y suboficiales en retiro, como presunto autor de la desaparición y asesinato de trece presos políticos durante la dictadura. Fue liberado bajo fianza el 22 de octubre del mismo año.

Hay un prontuario criminal tremendo, todos pueden buscar los procesamientos fácilmente. Está resumido en Memoria Viva. Cristián Labbé ha sido citado en innumerables oportunidades para declarar ante la justicia y en sus declaraciones siempre se olvida. No recurren, para ello, a comprometerse con entregar antecedentes que permitan esclarecer el paradero de los desaparecidos, no abren la olla de la responsabilidad directa de Pinochet en los crímenes ejecutados por la DINA., no hacen ningún gesto que favorezca la reconciliación, o una reconversión espiritual que pueda llevar al perdón. No. Recurren al alegato de la legitimidad de los crímenes, a la arrogancia, al espacio que ellos creen debe tener la dictadura en la historia de este país.

Los soldaditos sufren de amnesia. 

Perdieron la memoria, ellos jamás estuvieron en los centros de torturas, jamás cometieron lo que ellos llaman "excesos" contra seres humanos, nunca hubo tales violaciones a los derechos humanos. Fue casi a un año de escribir esta carta, cuando Cristián Labbé fue entrevistado por Mónica Rincón en CNN Chile, y la periodista lo increpa, leyéndole en su cara todo su prontuario Criminal. Solo basta verle la cara, esa que los militares tienen, los cobardes soldaditos de Pinochet. 




Justamente por los objetivos que hay detrás de la iniciativa del pinochetismo es más repudiable que un criminal de esta envergadura haya sido un ex alcalde, elegido con los votos populares. En la entrevista, Labbé utiliza la amnesia y negación para un propósito innoble como es promover la legitimidad de los crímenes y de los esbirros la dictadura. Por ello es que todos los que se sienten parte de una visión y adscripción a los valores democráticos y al respeto a los derechos humanos, debemos reaccionar juntos en la condena a esta asonada comunicacional preparada desde Punta Peuco y desde los escritorios de los viejos exponentes del régimen militar. 

Es nuestro deber como ciudadanos, condenar fuertemente a todos los violadores de los Derechos Humanos que hoy están libres por las calles, y en el que todos los chilenos debiéramos unirnos en una operación de saneamiento democrático para impedir que Labbé, un hombre de la DINA de Manuel Contreras, siga en la más completa impunidad. Sería una gran respuesta a la arrogancia de la vieja dictadura a los crímenes cometidos en contra de tantos chilenos y chilenas.

Fuente: Con información del prontuario criminal de Cristian Labbé Galilea, en memoriaviva.com (CLIC ACÁ)


Felipe Henríquez Ordenes


Comparte:



Comenta esta entrada vía facebook | Tu opinión me interesa ~ Gracias!

Por un debate sano y respetuoso

Por un debate sano y respetuoso